Health Library Explorer
A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z A-Z Listings Contact Us
Cirugías y procedimientos
Translate
A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z Al inicio
Pulse una letra para ver la lista de procedimientos que comienzan con esa letra.
Pulse 'Al inicio' para volver al inicio de esta sección.

Valvuloplastía

(Valvuloplastía con balón)

Descripción general del procedimiento

¿Qué es la valvuloplastía?

La valvuloplastía se realiza, en determinadas circunstancias, para abrir un válvula cardíaca estenótica (endurecida). En la valvuloplastía, se pasa un tubo, o catéter, muy pequeño, angosto y hueco, al corazón por un vaso sanguíneo de la ingle y la aorta. Una vez que se coloca el catéter en la válvula que se debe abrir, se infla un gran balón que se encuentra en la punta del catéter hasta que se abren las valvas (aletas) de la válvula. Una vez abierta la válvula, el balón se desinfla y se quita el catéter.

Otros procedimientos relacionados que se pueden usar para evaluar y tratar el corazón incluyen: electrocardiograma (ECG) en reposo y de esfuerzo, monitor Holter, ECG de señal promediada, cateterización cardíaca, radiografía de tórax, tomografía computarizada (TC) de tórax, cirugía de bypass aortocoronario por injerto, cirugía de reparación/reemplazo valvular, ecocardiografía, estudios electrofisiológicos, resonancia magnética nuclear (RMN) del corazón, escaneos de perfusión miocárdica, angiografía con radionúclidos y tomografía computarizada ultrarrápida. Consulte estos procedimientos para obtener información adicional.

Válvulas del corazón

Anatomía del corazón, vista de las válvulas
Haga clic en la imagen para agrandar

Para entender mejor cómo la enfermedad cardíaca valvular afecta al corazón, a continuación se presenta un análisis de la anatomía y las funciones valvulares básicas del corazón.

El corazón es una bomba hecha de tejido muscular. El corazón tiene cuatro cavidades que bombean: dos cavidades superiores, llamadas aurículas, y dos inferiores, llamadas ventrículos. La aurícula derecha bombea sangre hacia el ventrículo derecho, el cual luego bombea la sangre a los pulmones, donde se eliminan los desechos como el dióxido de carbono y se toma oxígeno y demás nutrientes y se transportan a la sangre.

Desde los pulmones, la sangre vuelve a fluir a la aurícula izquierda, se bombea al ventrículo izquierdo y luego a través de la aorta se dirige al resto del cuerpo y las arterias coronarias. Cuando las aurículas bombean, los ventrículos se relajan para recibir la sangre que provienen de ellas. Una vez que las aurículas han bombeado toda la carga de sangre a los ventrículos, estas se relajan mientras los ventrículos bombean la sangre a los pulmones y el resto del cuerpo.

Para que la sangre fluya siempre hacia adelante durante su recorrido por el corazón, existen válvulas entre cada una de las cavidades de bombeo del corazón:

  • Válvula tricúspide. Ubicada entre la aurícula derecha y el ventrículo derecho

  • Válvula pulmonar : Ubicada entre el ventrículo derecho y la arteria pulmonar

  • Válvula mitral. Ubicada entre la aurícula izquierda y el ventrículo izquierdo

  • Válvula aórtica. Ubicada entre el ventrículo izquierdo y la aorta

Si las válvulas del corazón se dañan o se enferman, puede que no funcionen correctamente. Los cuadros que pueden causar la disfunción valvular del corazón son la estenosis valvular y la insuficiencia valvular (regurgitación). Cuando una o más válvulas se vuelven rígidas o se estenosan, el músculo cardíaco debe trabajar con más fuerza para bombear la sangre por la válvula. Algunos de los motivos por los que las válvulas del corazón se estenosan son las infecciones (como en la fiebre reumática o las infecciones por estafilococos) y el envejecimiento. Cuando una o varias válvulas dejan de funcionar bien (provocando pérdidas), la sangre fluye hacia atrás, con lo que se bombea menos sangre en la dirección correcta.

La enfermedad cardíaca valvular puede causar los siguientes síntomas:

  • Mareos

  • Dolor de pecho

  • Dificultad respiratoria

  • Palpitaciones

  • Edema (hinchazón) de los pies, los tobillos o el abdomen  

  • Rápido aumento de peso debido a la retención de líquido

Razones para realizar el procedimiento

La valvuloplastía se realiza en determinadas situaciones para abrir una válvula cardíaca que se ha endurecido como consecuencia de una enfermedad o por el proceso de envejecimiento. No todas las afecciones en las que se endurece una válvula cardíaca se pueden tratar con valvuloplastía.

Su médico puede recomendarle una valvuloplastía por otros motivos.

Riesgos del procedimiento

Los posibles riesgos asociados con la valvuloplastía pueden incluir, entre otros, los siguientes:

  • Sangrado en el lugar de inserción del catéter

  • Coágulo de sangre o lesión al vaso sanguíneo en el lugar de la inserción

  • Pérdida de sangre significante que puede requerir transfusión de sangre 

  • Infección en el lugar de inserción del catéter

  • Disritmias/arritmias cardíacas (ritmo cardíaco anormal)

  • Accidente cerebrovascular

  • Nueva o empeoramiento de la insuficiencia valvular (fuga) 

  • Ruptura de la válvula, lo que requiere una cirugía a corazón abierto

Es posible que desee preguntarle a su médico sobre la cantidad de radiación utilizada durante el procedimiento y los riesgos relacionados con su situación particular. Es una buena idea llevar un registro de su historial de exposición a la radiación, como exploraciones anteriores y otros tipos de exploraciones radiológicas, de forma tal que pueda informar a su médico. Los riesgos asociados con la exposición a la radiación pueden estar relacionados a la cantidad acumulativa de exámenes y/o tratamientos con rayos X durante un período de tiempo prolongado.

Si está embarazada o sospecha estarlo, debe informárselo a su médico debido al riesgo de lesionar al feto con la valvuloplastía. La exposición a la radiación durante el embarazo puede provocar anomalías congénitas. Si está lactando o amamantando, debe informárselo al médico.

Existe el riesgo de tener una reacción alérgica al colorante. Los pacientes que tienen alergia o sensibilidad a medicamentos, colorantes de contraste, yodo, mariscos, o al látex deben informárselo a su médico. Además, los pacientes con insuficiencia renal u otros problemas renales deben informarlo a su médico.

A algunos pacientes, tener que estar acostados sin moverse sobre la mesa durante el procedimiento podría causarle cierta molestia o dolor.

Es posible que existan otros riesgos dependiendo de su estado de salud específico. Recuerde consultar todas sus dudas con su médico antes del procedimiento.

Antes del procedimiento

  • Su médico le explicará el procedimiento y le ofrecerá la oportunidad de formular las preguntas que tenga al respecto.

  • Se le pedirá que firme un formulario de consentimiento mediante el que autoriza la realización de la prueba. Lea el formulario atentamente, y pregunte si hay algo que no le resulta claro.

  • Infórmele al médico si ha tenido alguna vez una reacción a cualquier colorante de contraste, o si tiene alergia al yodo o a los mariscos.

  • Infórmele al médico si tiene sensibilidad o alergia a algún medicamento, látex, cinta adhesiva o agentes anestésicos (locales y generales).

  • Deberá ayunar durante un período determinado antes del procedimiento. Su médico le avisará cuánto tiempo deberá ayunar, generalmente durante la noche.

  • Si está embarazada o sospecha que puede estarlo, debe informárselo a su médico.

  • Infórmele al médico si tiene algún piercing en el tórax y/o abdomen.

  • Informe a su médico sobre todos los medicamentos (con receta y de venta libre) y suplementos de hierbas que esté tomando.

  • Avísele al médico si tiene antecedentes de trastornos hemorrágicos o si está tomando medicamentos anticoagulantes (diluyentes sanguíneos), aspirina u otros medicamentos que afecten la coagulación de la sangre. Quizá sea necesario que deje de tomar algunos de estos medicamentos antes del procedimiento.

  • Su médico puede solicitar un análisis de sangre antes del procedimiento para determinar cuánto tarda en coagular la sangre. También pueden realizarse otros análisis de sangre.

  • Si tiene un marcapasos, infórmeselo a su médico.

  • Tal vez le administren un sedante antes del procedimiento para ayudarlo a relajarse.

  • En función de su estado clínico, el médico puede solicitar otra preparación específica.

Durante el procedimiento

Se puede realizar una valvuloplastía como parte de su estadía en un hospital. Los procedimientos pueden variar en función de su estado y las prácticas de su médico.

Normalmente, una valvuloplastía sigue este proceso:

Una vista interior del corazón, que muestra un catéter y el globo.
Haga clic en la imagen para agrandar

  1. Se le pedirá que se quite las joyas u otros objetos que puedan interferir con el procedimiento. Si usa dentaduras o audífonos, puede dejárselos puestos.

  2. Se le pedirá que se quite la ropa y se le entregará una bata para que se la ponga.

  3. Se le pedirá que vacíe la vejiga antes del procedimiento.

  4. Se colocará una vía intravenosa (IV) en la mano o en el brazo antes del procedimiento para inyectarle medicamentos o administrarle líquidos por vía intravenosa si los necesita.

  5. Se lo acostará boca arriba en la mesa de procedimientos.

  6. Si hay mucho vello en el sitio de la inserción del catéter, puede ser recortado. 

  7. Estará conectado a un monitor de electrocardiograma (ECG) que registra la actividad eléctrica del corazón y lo controla durante el procedimiento a través de unos pequeños electrodos adhesivos. Durante el procedimiento se controlarán las constantes vitales (frecuencia cardíaca, presión arterial, frecuencia respiratoria y nivel de oxigenación).

  8. Habrá varias pantallas de monitoreo en la sala, que mostrarán las constantes vitales, las imágenes del catéter moviéndose a través del cuerpo hacia el corazón y las estructuras del corazón cuando se inyecte el colorante.

  9. Le administrarán un sedante a través de la vía IV antes de empezar el procedimiento, para ayudar a que se relaje. Sin embargo, posiblemente permanezca despierto durante el procedimiento

  10. Se verificarán los pulsos debajo del lugar de inserción, y se los marcará para que después del procedimiento se pueda controlar la circulación que fluye hacia la extremidad que está debajo del lugar del cateterismo.

  11. Se inyectará un anestésico local en la piel, en el lugar de la inserción. Puede sentir picazón en el lugar por unos segundos después que se le inyecte el anestésico local.

  12. Una vez que el anestésico local haya hecho efecto, se insertará una vaina, o introductor, en el vaso sanguíneo. Esto es un tubo de plástico a través del cual se insertará el catéter en el vaso sanguíneo, para hacerlo avanzar hasta el corazón.

  13. Se insertará el catéter de valvuloplastía por la vaina hasta el vaso sanguíneo. El médico pasará el catéter por la aorta hasta llegar a la válvula del corazón. Se puede utilizar una fluoroscopía (tipo especial de rayos-X que aparecerán en un monitor de TV) para ayudar avanzar el catéter hasta el corazón.

  14. Una vez que el catéter esté colocado, se inyectará un colorante de contraste hasta la válvula para ver la zona. Es posible que sienta algunos efectos cuando se inyecte el colorante de contraste en la vía IV. Estos efectos incluyen una sensación de acaloramiento, sabor salado o metálico en la boca o un leve dolor de cabeza. Estos efectos generalmente duran unos instantes.

  15. Debe informar al médico si siente alguna dificultad para respirar, sudoración, entumecimiento, náuseas y/o vómitos, escalofríos, picazón o palpitaciones.

  16. El médico observará la inyección del colorante de contraste en un monitor. Es posible que el médico le pida que respire profundamente y sostenga la respiración durante unos pocos segundos.

  17. Una vez que el balón se encuentre en su lugar y se haya inflado, es posible que sienta un poco de mareo o incluso una breve molestia en el pecho. Esto debe desaparecer cuando se desinfla el balón. Sin embargo, si nota alguna molestia o dolor grave, como dolor de pecho, en el cuello, en la mandíbula, dolor de espalda o del brazo, si le falta el aliento o le cuesta respirar, avísele al médico.

  18. Es posible que se infle y se desinfle el balón varias para abrir la válvula.

  19. Una vez que se determine que la válvula está suficientemente abierta, se quitará el catéter. El lugar de inserción del catéter puede cerrarse con un dispositivo de cierre que utiliza colágeno para sellar la abertura de la arteria, por medio de suturas, o bien aplicando presión manual sobre la zona para evitar que sangre el vaso sanguíneo. El médico determinará el método adecuado según su afección.

  20. Si se utiliza un dispositivo de cierre, se aplicará un apósito estéril en el lugar. Si se emplea presión manual, el médico (o un asistente) mantendrá la presión en el lugar de la inserción para que se forme un coágulo. Cuando se haya detenido el sangrado, le pondrán un vendaje muy apretado en el lugar. Es posible que le coloquen una bolsita de arena u otro tipo de peso sobre el vendaje para ejercer más presión en el lugar, especialmente si es en la ingle.

  21. Es posible que su médico decida no quitar la vaina, o introductor, del lugar de inserción durante aproximadamente cuatro a seis horas, con el fin de permitir que desaparezcan los efectos del medicamento anticoagulante administrado durante el procedimiento. Deberá permanecer acostado en este momento. Si se empieza a sentir incómodo en esa posición, la enfermera puede administrarle medicamentos para eliminar las molestias.

  22. Le ayudarán a pasar desde la mesa hasta una camilla para que lo puedan llevar al área de recuperación. NOTA: Si la inserción se realizó en la ingle, no se le permitirá doblar la pierna durante varias horas. Para ayudarle a recordar que debe mantener la pierna recta, pueden cubrirle la rodilla con una sábana, con los bordes metidos por debajo del colchón a ambos lados de la cama, para hacer una especie de sujeción floja.

Después del procedimiento

En el hospital

Después del procedimiento, pueden trasladarlo a la sala de recuperación, donde permanecerá en observación, o pueden llevarlo nuevamente a la habitación del hospital. Permanecerá acostado en la cama durante varias horas después del procedimiento. Una enfermera controlará las constantes vitales, el lugar de la inserción y la circulación/sensibilidad en la pierna o el brazo afectados.

Deberá informar de inmediato a la enfermera si siente dolor u opresión en el pecho, o cualquier otro dolor, y también cualquier sensación de calor, sangrado o dolor en el lugar de la inserción en la pierna o el brazo.

El reposo puede variar de dos a seis horas, en función de su situación específica. Si el médico le colocó un dispositivo de cierre, es posible que necesite menos tiempo de reposo.

En algunos casos, la vaina o introductor se pueden quedar colocados en el lugar de la inserción. Si es así, el período de reposo se prolongará hasta la remoción de la vaina. Después de extraerle la vaina, le podrán dar una comida liviana.

Se le pueden administrar medicamentos para el dolor o las molestias relacionadas con el lugar de la inserción o por tener que estar acostado y sin moverse durante un período prolongado.

Le recomendarán que beba agua y otros líquidos para ayudar a eliminar el colorante de contraste del cuerpo.

Posiblemente sienta la necesidad de orinar con frecuencia, debido a los efectos del colorante de contraste y a la mayor cantidad de líquidos. Deberá utilizar una chata u orinal mientras está en reposo, para no doblar la pierna o el brazo afectado.

Puede reanudar su dieta habitual después del procedimiento, a menos que su médico decida lo contrario.

Después de finalizar el período especificado de reposo, puede levantarse. La enfermera lo ayudará la primera vez que se levante y controlará su presión arterial mientras está acostado en la cama, sentado y de pie. Debe moverse lentamente al levantarse de la cama, para evitar marearse debido al período prolongado de reposo.

Lo más probable es que pase la noche en el hospital después del procedimiento. Según cuál sea su cuadro y los resultados de su procedimiento, es posible que permanezca internado durante más tiempo. Recibirá instrucciones detalladas sobre su alta médica y período de recuperación.

En su hogar

Una vez en su casa, debe controlar el lugar de la inserción para detectar cualquier sangrado, dolor inusual, hinchazón y cambio anormal de color o de temperatura en el lugar de la inserción o cerca de éste. Es normal tener un pequeño hematoma. Si observa una cantidad de sangre constante o abundante en el lugar, que no puede contener con una venda pequeña, notifique a su médico.

Si el médico usó un dispositivo de cierre en el lugar de la inserción, le darán información específica acerca del tipo de dispositivo de cierre que se usó y cómo debe cuidar el lugar de la inserción. Se formará un pequeño nudo o bulto debajo de la piel en esa zona. Es normal que esto ocurra. El nudo desaparecerá gradualmente en pocas semanas.

Será importante que mantenga el lugar de la inserción limpio y seco. El médico le dará indicaciones precisas acerca de cómo bañarse.

Posiblemente se le aconseje que no realice ninguna actividad agotadora. El médico le indicará cuándo puede volver al trabajo y reanudar las actividades normales.

Avise al médico ante cualquiera de los siguientes cuadros:

  • Fiebre y/o escalofríos

  • Aumento del dolor, enrojecimiento, hinchazón, sangrado u otra secreción del lugar de la inserción

  • Sensación de frío, entumecimiento y/u hormigueo, u otros cambios en la extremidad afectada

  • Dolor/presión en el pecho, náuseas y/o vómitos, sudoración abundante, mareos y/o desmayos

Es posible que su médico le brinde instrucciones adicionales o alternativas después del procedimiento, en función de su situación específica.

Los Recursos en la Red

El contenido proveído aquí tiene un propósito informativo únicamente, y no está diseñado para diagnosticar o tratar un problema de salud o una enfermedad ni reemplazar el consejo médico que usted reciba de su médico. Por favor, consulte a su médico para aclarar cualquier pregunta o preocupación que usted pueda tener acerca del trastorno que padece.

Esta página contiene enlaces a otros sitios Web con información sobre este procedimiento y condiciones de salud relacionadas. Esperamos que estos sitios le sean útiles, pero recuerde que nosotros no controlamos ni avalamos la información presentada en ellos, así como ellos tampoco avalan la información presentada en nuestro sitio.

American College of Cardiology (Colegio Americano de la Cardiología)

American Heart Association (Asociación Americana del Corazón)

National Heart, Lung, and Blood Institute (NHLBI) (Instituto Nacional del Corazón, Pulmón y la Sangre)

National Institutes of Health (NIH) (Institutos Nacionales de la Salud)

National Library of Medicine (Biblioteca Nacional de Medicina)

Revisor médico: Louise Akin, RN, BSN
Revisor médico: Daphne Pierce-Smith, RN, MSN, FNP, CCRC
Última revisión: 2/26/2013
© 2000-2014 The StayWell Company, LLC. 780 Township Line Road, Yardley, PA 19067. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.
CareFirst Resources

Follow Us

Powered By Krames StayWell
Copyright © Krames StayWell except where otherwise noted.
About Us | Disclaimer